Autoridades no nos han dado la cara ante cierre de albergue en Tanhuato, denuncian jornaleros

Berenice Agabo / @Verena_32

Morelia, Michoacán.-Con una hoja de papel pegada en las puertas de las habitaciones que actualmente ocupan los jornaleros agrícolas y sus familias, fue como el Comité del Albergue para Jornaleros les informó que tenían apenas unas horas para desocupar las instalaciones que se pretenden cerrar este 11 de enero.

En entrevista para este medio, el día de ayer las jornaleras agrícolas denunciaron que, de la noche a la mañana, Milton Cortés García, regidor perredista del Ayuntamiento de Tanhuato y un funcionario, que los jornaleros identificaron trabaja en de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol), se presentaron para informarles que deberían desalojar las instalaciones, cuando la mayoría de los habitantes del albergue estaban trabajando.

Esta situación mantiene en total incertidumbre a familias completas de jornaleros, debido a que aún continúan laborando en los campos de chile y jitomate en Tanhuato, y no saben dónde dormirán el día de mañana ante a la inesperada petición de parte del Ayuntamiento, de la Sedesol y de la responsable del albergue, Juana Gaona.

Hasta el momento ni las autoridades municipales, ni la Sedesol han informado a los jornaleros y jornaleras en qué consisten las obras que se realizan en las instalaciones del albergue, ni cuánto tiempo durarán.

Es de señalar que, tanto el Ayuntamiento de Tanhuato como funcionarios de la Sedesol se habrían comprometido a que el inmueble permanecería abierto en tanto hubiera jornaleros habitándolo, así lo recordó en entrevista, el visitador en Zamora de parte de la Comisión Estatal de Derechos Humanos (CEDH), Víctor Villanueva, quien confirmó que los encargados del albergue pegaron un documento donde se les pide a los jornaleros que desalojen las instalaciones.

“Personal de Sedesol nos había dicho que no cerraría el albergue mientras hubiera personas habitando en el mismo” señaló el visitador, quien también reconoció desconocer los detalles de las obras y los pasos en que estas se realizarán, ya que dijo, no ha podido comunicarse con ningún funcionario municipal.

“Nosotros vamos a tener contacto con las autoridades de Tanhuato y de Sedesol para pedirles que tengan las consideraciones necesarias con las personas que están ahí”, agregó Víctor Villanueva, esto tras señalar que actualmente son seis familias, que aun habitan en el albergue.

Por su parte, Pedro Matías, quien es jornalero agrícola, señaló la petición de quienes habitan el albergue es que se les permita ocupar los espacios que no estén siendo remodelados. Además, criticó que “las autoridades no les den la cara”, razón por la que opinó que este tipo de acciones representa una “revancha” de las autoridades por las denuncias que ellos han realizado.

“Nosotros no debemos nada, no somos asesinos, ni rateros, porque se esconden y no dan la cara para saber porque motivos hacen esto, si no los estamos perjudicando a ellos”.

Comentarios

comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *